Conoce los 6 consejos más insólitos para dejar de roncar
4.5 (90%) 4 votes

 

Conoce los dilatadores nasales y  los 6 consejos más insólitos para dejar de roncar.

Los avances de la ciencia van de la mano con la medicina, por lo que desde hace muchos años se han creado instrumentos, medicamentos o terapias para dejar de roncar, entre ellos los aparatos anti ronquidos o los dilatadores nasales.

Sin embargo, dentro del imaginario popular o las costumbres de algunas comunidades aún existen ciertas creencias que sugieren que muchas técnicas o acciones son exitosas a la hora de tratar los ronquidos.

Queremos repasar algunas de las más conocidas, y además contarte los avances en esta materia para que así digas “adiós” a esos molestos sonidos que desmejoran tu salud y la de tu pareja.

Usar una pelota de tenis: Aunque suene absurdo, muchos creen que si atas una pelota de tenis de manera fija a tu espalda, de alguna forma esto ayudará a disminuir los estruendos que generan tu nariz y tu garganta a la hora dormir.

Al tener la bola allí, tu cuerpo no sentirá la necesidad de recostarse boca arriba, posición en la que  el organismo es más vulnerable a generar sonidos propios de los ronquidos.

El truco de la llave: Llámalo creencia popular o como locura, pero algunas “teorías” señalan que si duermes con una llave con el cabezal perforado debajo de la almohada no roncarás nunca más.

Quienes han divulgado este truco no explican en qué consiste pero aseguran que al cabo de unas noches, la persona dormirá feliz sin preocuparse por los ronquidos.

Unos zapatos en cruz: ¿Has oído hablar de colocar un cubierto y un tenedor en forma de cruz para evitar que llueva? Esta teoría va por un camino similar pero apunta a que si colocas un par de zapatos en forma de cruz debajo de tu cama, surtirá efecto en ti y tus ronquidos. Cabe destacar que deben ser los zapatos que usaste ese día y debes estar justo del lado donde duermes.

El oso japonés: Los nipones idearon un experimento que consiste en una almohada computarizada en forma de oso, que al detectar los sonidos de tus ronquidos, saca unas manos que te tocan la cara para despertarte.

Dilatador japonés: Como si se tratase de los dilatadores nasales, este aparato se coloca en la nariz y de forma automática te abre las fosas nasales para que puedas respirar mejor y no roncar. Su tamaño no es para nada discreto y su funcionamiento no está garantizado o comprobado.

Pues bien, aunque todo eso suena maravilloso e innovador, el tema de los ronquidos es serio y no debe ser tratado a la ligera, mucho menos sabiendo que su prolongación podría causar serios daños a tu salud.

De hecho, tan es así el problema, que según la Organización Mundial de la Salud (OMS), 45 % de la población mundial ronca o en algún momento ha padecido episodios de ronquidos, por lo que hay que tener cuidado.

¿Qué hacer entonces? Queremos brindarte 10 recomendaciones que deberías tener en cuenta si sufres de este problema de salud.

Los ronquidos son algo serio, ya que son producto de una alteración que ocurre en tus vías respiratorias superiores, así uses férula dental o protector bucal, el problema puede persistir y volverse crónico.

Y más allá de la simple molestia de los sonidos que implican roncar, este mal puede esconder consigo algo aún peor, por lo que la recomendación es ir al médico y hacerse un chequeo general para descartar males mayores.

El sobrepeso, el tabaquismo y beber alcohol en grandes cantidades son factores que hacen de los ronquidos una condición común y peligrosa. También sufrir de enfermedades como la sinusitis o no tener buenas hábitos alimenticios.

La posición en la que duermes también influye en los ronquidos, por lo que los especialistas sugieren que lo hagas de lado para permitirle al aire entrar en tu organismo de manera más libre. Los colchones o almohadas de mala calidad también influye en este problema tan molesto.

Si comes demasiado, eso también te hará daño. Los problemas estomacales son una de las causas por las que miles de personas roncan por la noche. No abuses de la comida ni pongas a tu estómago a trabajar demasiado.

Si no te hidratas de forma correcta, también estás corriendo el riesgo de padecer de ronquidos. Cuando tu organismo está hidratado, las mucosidades están en óptimas condiciones.

Hay muchos medicamentos y suplementos que pueden aliviar el problema mas no curarlo del todo, por lo que se puede consultar con un especialista y usar cualquiera de esas alternativas bajo su supervisión.

Las terapias de relajación como el yoga son ideales para las personas que tienen problemas de respiración. Los masajes en zonas como la nuca, la cervical y los hombros también se recomiendan. La aromaterapia y la acupuntura también destacan entre las alternativas no medicinales.

La medicina natural también aporta opciones para ti y tu salud. La infusión de salvia tiene un efecto poderoso contra los ronquidos, haciendo que nos relajemos y durmamos mejor. La menta y el té de ortiga son otras opciones.

Tener cuidado con la pulcritud y limpieza de nuestro entorno es vital. Si dormimos en habitaciones atestadas de polvo, estamos propensos a sufrir de enfermedades respiratorias y por ende roncar. Procura que también haya buena ventilación en tu habitación.

Si ninguna de las alternativas anteriores no son para ti, la cirugía podría ponerle fin a la pesadilla de los ronquidos. No se trata de procesamientos demasiado complejos o invasivos pero deben estar prescritos o indicados por especialistas en la materia. No todos los galenos lo recomiendan por lo que debes tener discreción y cuidado en lo que haces y manos de quién pones tu salud.

No todos los organismos se parecen ni todos tienen necesidades similares. Sin embargo, es necesario tener en cuenta que los médicos y especialistas son los más indicados para tomar las decisiones de nuestra salud.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies